GOOGLE SE LANZA EN UN NUEVO Y AMBICIOSO PROYECTO DE INVESTIGACIÓN SOBRE LA SALUD HUMANA

¿Quién te conoce mejor: tu madre o Google? Aunque esta pregunta pueda tener -en principio- una respuesta evidente, es probable que si te paras a pensar un poco puede que hasta dudes. Y es lógico. No te asustes. 

Ya os hemos explicado cómo averiguar todo lo que el gigante de internet sabe de ti, pero lo más preocupante -aunque depende del punto de vista desde el que se mire- es que no es nada con lo que Google puede saber de nosotros. Hace tiempo que ya las compañía tecnológicas entraron en el sector de la salud. Y ello solo va a ir a más.

El mundo en 2074 va a ser «maravilloso» porque la inteligencia artificial habrá superado a la humana. Incluso la muerte será un pequeño problema técnico ya superado. Es lógico que nadie se crea, en la actualidad, esta teoría que apoyan algunos expertos. Así que lo mejor será ir por pasos.

La tecnología, para todos los excépticos, es la nueva base sobre la que se van a desarrollar los avances científicos. Google acaba de anunciar que está inmersa en un nuevo proyecto: su nueva objetivo es ayudar a predecir enfermedades.

En realidad, es la filial Verily, la división de Alphabet dedicada a analizar datos médicos (que antes se conocía como Google Life Sciences), la que se va a encargar de detectar, en un estudio en el que van a participar 10.000 personas, qué signos de enfermedades muestran. Sin duda, se trata de una investigación muy ambiciosa, bautizada como «Project Baseline», que la compañía tecnológica ha diseñado para los próximos diez años para buscar, así, pistas para predecir enfermedades del corazón y el cáncer, por ejemplo.


La investigación, en la que colaboran Duke University School of Medicine y Stanford Medicine, recogerá una muestra muy amplia de datos sobre la salud para hacer una radiografía general de la misma, «así como una rica plataforma de datos que puede utilizarse para comprender mejor la transición de la salud a la enfermedad e identificar otros factores de riesgo», asegura Verily.

Los participantes en este estudio llevarán siempre una pulsera inteligente, y otros sensores, para monitorizar todos los datos. Evidentemente, también tendrán visitas médicas regulares, cuestionarios y encuestas que responder.

Pulsera que llevarán los participantes del estudio de Verily
Pulsera que llevarán los participantes del estudio de Verily- AFP PHOTO/VERILY LIFE SCIENCES
«En lugar de tener el examen físico anual que no ha cambiado en décadas, esperamos desarrollar nuevas plataformas que descubran cambios en la salud», explica el doctor Adrian Hernández, de la Clínica Duke

«Actualmente, la mayoría de lo que vemos como médicos se trata en momentos muy cortos de tiempo, de manera individual y cuando el paciente ya está enfermo. Estamos perdiendo mucha información valiosa sobre qué pasa durante los años antes de la enfermedad ", añade el médico Sanjiv Sam Gambhir, director del Centro de Detección Temprana de Cáncer de Stanford.

El repositorio de los datos de «Project Baseline» se almacenará en Google Cloud Platform, «que cumple con los rigurosos estándares de cumplimiento que para la seguridad de los datos y privacidad», para analizarla variación en los rasgos físicos y bioquímicos observados de la población estudiada, o la diversidad fenotípica, y la identificación de biomarcadores relacionadas con la enfermedad, incluyendo aquellas que tienen que ver con enfermedades cardiovasculares y cáncer.

La salud como negocio
En definitiva, lo que Google persigue es establecer una base de datos de referencia para poder comprender mejor la transición hacia la enfermedad, e identificar los factores de riesgo adicionales. El reclutamiento de participantes que serán seguidos durante al menos cuatro años, se iniciará en los próximos meses.

La salud es el nuevo diamante a explotar por parte de las compañías tecnológicas. Hace dos años, Apple sorprendió con el ResearchKit. Ahora también, por ejemplo, estamos viendo cómo los cerebros humanos se van a poder conectar a ordenadores. Y lo veremos en cuatro años.


«Project Baseline» se suma, así al diversificado negocio de Alphabet (Google). Cabe recordar que una de sus filiales, Calico, investiga sobre la longevidad. A este respecto, José Luis Cordeiro, ingeniero y profesor fundador de la Singularity University en Silicon Valley, ya nos contó: «El objetivo de Calico es resolver un pequeño problema técnico llamado muerte. Nosotros esperamos detener el proceso de envejecimiento en 20-30 años. Es decir, vamos a ver la muerte de la muerte». Google es quien financia la Singularity University.

Compartir en Google Plus

Acerca de Marcelo Díaz Vidal

Encuentra muchos temas de interés en nuestra plataforma: http://grupodeblogsinteresantes.blogspot.com/... Gracias por su preferencia.